Consejos para proteger nuestros smartphones de apps maliciosas

0
597
views
consejos de seguridad

No podemos negar que las aplicaciones móviles han venido a facilitarnos la vida y ayudarnos cotidianamente en nuestro día a día, pero nos hemos puesto a pensar ¿cuan seguras son nuestras aplicaciones?, sabemos que existes muchas personas con malas intenciones en la red, con esto no digo que todos son malos o que todos pretenden hacer el mal, claro que no. Solo que debemos tomar nuestras propias precauciones ante este mal que ahora afecta la red. Hoy nos hemos dado la tarea de traerles algunas buenas prácticas y consejos que nos pueden ayudar a tener seguro nuestro móvil, aplicaciones e información que cuan importante es para nosotros.

Para saber si una aplicación es seguro debemos de tener en cuenta lo siguiente y seguir los consejos:

Condiciones de utilización: las aplicaciones web tienen normalmente condiciones o consejos de utilización. Se encuentran en la parte inferior de la página y dan información sobre el servicio. Si no tienen, pueden ser sitios web poco seguros.

Aspectos legales: el editor o autor de una aplicación debe mencionar los aspectos legales de su aplicación. Un sitio que no tiene menciones legales es un sitio ilegal.

Acepto condiciones de uso: Todas las personas estamos acostumbradas a rellenar ese típico formulario que te suelen pedir las aplicaciones web. En algunas ocasiones nos piden hasta la talla de tu ropa interior, sin ser necesario realmente para el fin del uso como usuario de ese servicio que vas a utilizar. No obstante, amablemente rellenamos todos esos bonitos campos del formulario hasta llegar a un ”cuadradito” donde pone acepto condiciones de uso o algo así. En otros nos pone: acepto ceder datos a terceros. Y no, hasta que no haces clic en uno de esos cuadros, no puedes disfrutar del servicio. Es probable que nunca hayas leído las condiciones que aceptas. Estas condiciones son variables dependiendo del servicio o de la empresa que lo ofrezca. En resumidas cuentas, de lo que te informan estos apartados es cómo van a hacer uso de tus datos personales y tu privacidad.

Ortografía: si una aplicación está llena de faltas ortográficas no es confiable. Las apps serias no cometen ninguna falta ortográfica o casi ninguna (cabe mencionar que todos somos humanos).

Diseño: también hay que tener en cuenta la organización del sitio. Si la app web está organizada de cualquier modo (imágenes no centradas, fuera de contexto o mal tomadas, texto desbordante, caracteres no reconocidos…), es casi seguro que no es fiable. Todos los sitios fraudulentos generalmente siguen la misma presentación: todos sus productos en la izquierda, paneles en la parte superior y todas las marcas abajo.

Enlaces externos maliciosos: no es raro que una aplicación no confiable redirija al internauta hacia sitios (chinos y coreanos por excelencia). Puedes estar seguro de que ese sitio no tiene ningún valor y que vas a perder tu dinero si sigues sus instrucciones.

Método de encriptación de datos: si no tiene un método de encriptación de datos, la aplicación no es segura. Si una aplicación te ofrece un servicio debe de proteger tus datos y garantizar su integridad ante pérdidas mediante copias de seguridad.

Debe cumplir con la LOPD: todo sitio seguro debe cumplir la Ley Orgánica de Protección de Datos vigente, notificando los ficheros de datos ante el Registro General de Datos. De ese modo se asegura que los datos sean adecuados y veraces, obtenidos lícita y legítimamente. Estos datos son tratados de modo proporcional a la finalidad para la que fueron recabados. Se debe garantizar el cumplimiento de los deberes de secreto y seguridad, informando a los titulares de los datos personales en la recogida de éstos, obteniendo el consentimiento para el tratamiento de los datos personales. Facilitar y garantizar el ejercicio de los derechos de oposición al tratamiento, acceso, rectificación y cancelación, asegurando que en sus relaciones con terceros les presten servicios que cumplan la ley del sector donde se aplica.

Consejos en el uso de las aplicaciones

Como te hemos comentado antes, lo primero que hay que hacer es leer y observar, las evidencias están ahí. Estos consejos te pueden venir bien:

  • Evita los enlaces sospechosos.
  • No accedas a aplicaciones de dudosa reputación.
  • Actualiza tu sistema operativo y aplicaciones (aunque de normal se actualizan solas).
  • Accede o descarga aplicaciones desde las páginas oficiales de quién lo provee.
  • Usa tecnologías de seguridad como antivirus, firewall, antispam, etc.
  • Evita rellenar formularios dudosos con información personal.
  • Acepta solo contactos conocidos.
  • Evita abrir archivos sospechosos.
  • Utiliza contraseñas fuertes.