Después de una serie de rumores y ciertas filtraciones se anunció oficialmente el nuevo Nubia Z11 Mini S, un equipo que llega portando una ficha técnica muy completa y, sobretodo, un precio realmente ajustado. El fabricante continúa trabajando arduamente para ser una marca competitiva, donde ahora pretende ser un referente en la gama media con su nuevo dispositivo.

El Nubia Z11 Mini S dispone de una pantalla 2.5D de 5,2 pulgadas con resolución HD de 1920 x 1080 pixeles, el cual ofrece un brillo máximo de 450 nits y un ratio de contraste de 1.500:1. Internamente, posee un procesador Qualcomm Snapdragon 625 octa-core de 64-bits a 2.0 GHz, una GPU Qualcomm Adreno 506, 4 GB de memoria RAM y 64 GB o 128 GB de almacenamiento interno, ampliable hasta 200 GB mediante microSD.

En cuanto al apartado fotográfico, el terminal cuenta con una cámara principal de 23 megapíxeles con sensor Sony IMX318, PDAF, apertura f/2.0 y flash LED. Mientras que la cámara delantera consta de un sensor Sony IMX258 de 13 megapíxeles con lente de gran angular y apertura de 80 grados.

Asimismo, está complementado con soporte para doble SIM, lector de huellas dactilares, batería de 3000 mAh, LTE Cat.7, mide 146.06 x 72.14 x 7.60 mm y un peso de 158 gramos. Corre el sistema operativo Android 6.0 Marshmallow bajo la capa personalizada Nubia UI 4.0.

El nuevo Nubia Z11 Mini S tiene un chasis de aluminio y estará disponible en tres colores, dorado, plata y negro con detalles en oro. Los precios inician en 220 dólares para la versión de de 64 GB de almacenamiento, mientras que la variante con 128 GB se venderá cerca de los 281 dólares, cantidades al cambio de divisa actual.

Dicho dispositivo ya está disponible para preordenar en China, con envíos programados a partir del próximo 25 de octubre. Por el momento no existe información si llegaran a otros mercados próximamente, en todo caso los mantendremos informados.

Compartir
Interes por las noticias, música, deportes, entretenimiento y cultura geek. Me gusta estar tras la noticia siempre con entusiasmo y un poco de humor.

Deja un comentario